Alfonso Carbajal

Joe Biden emite los primeros 3 indultos de su presidencia

Joe Biden

Washington DC.- El presidente Joe Biden anuncia que ha concedido los tres primeros indultos de su mandato. Joe Biden está otorgando clemencia a un agente del Servicio Secreto de la era Kennedy de Chicago condenado por cargos federales de soborno por tratar de vender una copia de un archivo de la agencia.

Biden también perdonó a dos personas, Betty Jo Bogans y Dexter Eugene Jackson, quienes fueron condenados por cargos relacionados con las drogas en Texas y Georgia, pero se convirtieron en pilares en sus comunidades.

El presidente demócrata también conmutó las sentencias de otras 75 personas por condenas no violentas relacionadas con las drogas. La Casa Blanca anunció las clemencias al lanzar una serie de programas de capacitación laboral y reingreso para quienes están en prisión o recientemente liberados.

La Casa Blanca dijo que perdonó a Abraham W. Bolden, Sr., quien sirvió en el Servicio Secreto de los Estados Unidos.

“Él ha mantenido firmemente su inocencia, argumentando que fue objeto de enjuiciamiento en represalia por exponer un comportamiento poco profesional y racista dentro del Servicio Secreto de Estados Unidos”, dijo la Casa Blanca en un comunicado. “El Sr. Bolden ha recibido numerosos honores y premios por su trabajo continuo para hablar en contra del racismo que enfrentó en el Servicio Secreto en la década de 1960 y su coraje para desafiar la injusticia. El Sr. Bolden también ha sido reconocido por sus muchas contribuciones a su comunidad después de su liberación de prisión”.

Bogans fue condenado en 1998 por posesión con la intención de distribuir crack. La Casa Blanca dijo que después de cumplir una condena de siete años, ha tenido un empleo estable durante casi las últimas dos décadas y se sometió a un tratamiento contra el cáncer.

Te puede interesar:  El Congreso duda sobre el plan del presidente Biden para suspender el impuesto a la gasolina

Jackson fue condenado en 2002 por usar su negocio para facilitar la distribución de marihuana. Según los informes, Jackson permitió que los distribuidores de drogas usaran la sala de billar de su propiedad. Después de cumplir su condena, convirtió su negocio en un servicio de reparación de teléfonos celulares y contrató a estudiantes de secundaria como parte de un programa para darles experiencia laboral, dijo la Casa Blanca.